“LIL BOY” SALIÓ DE HONDURAS POR AMENAZAS

El cantante hondureño habló por primera vez con ChismesyFarándula  donde reveló el  porqué decidió marcharse del país.

Después de marcharse de Honduras tras sentirse como objeto de amenaza traducido de la inseguridad en sus espectáculos, el cantante de música urbana oriundo de Corozal “Lil Boy, King Stylo Caro” confesó desde los Estados Unidos que ha pensado en regresar a su tierra natal.

 

Hace al menos cinco años, Kelsy Misael Fernández (nombre de pila) decidió emigrar cuando su carrera entre las comunidades garífunas estaba en auge. En ese momento era uno de los cantantes más solicitados por encima de Big Nango, KBP o Eddy Ranks. Ahora su realidad es distinta en nueva faceta, no lejos de la música en tierras norteamericanas. “Estados Unidos me ha cambiado la vida, he aprendido muchas cosas acá y a valorar muchas cosas que en Honduras no lo hacía.

 

En la música me ayudó a independizarme. Acá no se puede torcer los brazos, tienes que mentalizarte en ir hacia al frente”. Y agregó: “Salí por la inseguridad, cada espectáculo que tenía en el país siempre ocurría algún problema. Tenía la opción de retirarme o venirme para Estados Unidos. Fui a buscar la visa y me la negaron, así que me arriesgué en el sueño americano”.

Ante ello años después de marcharse, revela que ha pensado en su regreso, puesto que extraña compartir en las tarimas donde se dio a conocer musicalmente. “Después del fútbol la música es mi pasión, sí he pensado volver al país y sentir lo mismo que sentía como el apoyo de los catrachos en las tarimas. Es algo difícil de describir, pero tengo ganas de volver a vivirlo” “Musicalmente estaría mejor en Honduras, pero por tema de seguridad acá es mejor.

 

En Honduras alguien te revienta una botella y no pasa nada, acá es diferente”, alzó. En la actualidad Lil Boy no solamente se dedica a la música, también labora en el rubro de la construcción, algo que según él no le avergüenza para cubrir otros gastos económicos. “Mi trabajo no me da pena, es uno honrado y eso no avergüenza a nadie”, afirmó. El cantante catracho de 24 años es considerado un poeta musical, sus canciones han invadido el corazón de miles de sus seguidores de los cuales espera seguir haciendo brillar durante muchos años más.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *